Fotografías e información de La Opinión

El caso de Miguel Araujo, restaurantero y líder comunitario es como el de muchos inmigrantes, que al intentar buscar el sueño americano son detenidos por parte del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE). Sin embargo su situación no sólo es de carácter migratorio, sino político, debido a las protestas que ha ejercido en contra del Consulado Mexicano en San Francisco.

De acuerdo con información de La Opinión, Araujo responsabiliza su detención por una venganza de algunos cónsules de México en San Francisco y declara que “Hasta mi familia me ha abandonado porque me advirtieron muchas veces que no criticara al gobierno mexicano ni anduviera en la grilla”.

miguel araujo

“Me acusan de haber conspirado con mi hermano para matar a una persona en México en 2003 sin aportar evidencias serias”, dice el inmigrante indocumentado.

“Me siento desprotegido. Estoy tirado. Pero yo no soy ningún criminal. Fui drogadicto en mi juventud. Me regeneré. Yo nunca he tenido conocimiento de un crimen en México”.

Alisson Dixon, abogada de Araujo expresó que las autoridades migratorias cerraron el caso administrativo de Araujo en 2016, y no entiende el por qué reabrieron la orden taños después, pues de repente en 2017, el gobierno mexicano emitió una orden de arresto para la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) de hace 12 o 13 años; por lo que el ICE fue y detuvo a Miguel.

De 67 años de edad y padre de tres hijos adultos, (de los cuales dos de ellos son estadounidenses) – Araujo originario de Michoacán, ingresó a los Estados Unidos en 1962. Su negocio de comida mexicana Araujo’s Restaurant, ubicado a dos millas del aeropuerto de San Francisco, es uno de los más concurridos en el área.

miguel araujo

En 2009 fue detenido por primera vez por encontrarse indocumentado en el país, al respecto Lori Haley, portavoz de ICE, dijo que había sido arrestado por no cumplir con una orden de deportación y porque en el pasado enfrentó cargos criminales.

Cabe mencionar que durante los años noventa Miguel Araujo era un consumidor de sustancias prohibidas, por lo que otro de los motivos de su arresto fue por la portación y consumo de drogas; “La Policía nos cayó y hallaron varios gramos de heroína en uno de los cuartos que rentábamos. Como yo llevaba el dinero de la venta del día del restaurante a mi me echaron la culpa. Me mandaron 18 meses a la cárcel sin ser narcotraficante, sólo adicto”, aclaró.

Actualmente se encuentra en la prisión de migración Cosumnes River, en Sacramento California donde se encuentra detenido desde diciembre por su historial criminal y por participar en un asesinato agravado en México. Permanece en custodia de ICE pendiente de los resultados de su proceso de deportación

miguel araujo

Con fotografías e información del diario, La Opinión, Los Ángeles California