En el marco del día de Cero discriminación (primero de marzo) se inauguró una exposición con diferentes disciplinas artísticas en Casa Q que estará abierta hasta el día 15 de marzo.

En esta exposición se muestran obras de dieciséis artistas con diferentes técnicas, donde se puede encontrar obras fotográficas, pinturas en acrílico, hasta esculturas de cerámica y arcilla; todas dentro del marco de la Cero discriminación en la que artistas emergentes hasta reconocidos, visualizan la violencia desde diferentes perspectivas. La idea es juntar técnicas y trayectorias en un solo lugar desde diferentes visiones y planos conceptuales.

Entre las obras que se encuentran dentro de la exposición, está la fotografía de Eduardo Rojano, la cual retrata a una Muxe quien, sonriente y orgullosa, enfrenta a las personas de la Ciudad de México en la Marcha del Orgullo LGBT+. En palabras del artista, “dentro del contexto de la discriminación, esta mujer mayor originaria de Oaxaca que se trasviste representa a la minoría que muchas veces es discriminada y, sin embargo, sonríe”.

La artista Rocío Caballero expone su obra “Las Dolorosas”, una obra que representa a las mujeres llorando por su príncipe azul: “son tres hombres y cuatro mujeres, claramente algo desagradable va a suceder ahí, por eso las mujeres se encuentran cegadas”, menciona Caballero.

En este mismo cuadro de la femineidad se encuentra la escultura de arcilla titulada “El nuevo camino”, que presenta la artista Alejandra Zermeño como parte de su colección “Custodias del maíz”, la cual representa la contemporaneidad de la identidad mexicana femenina. Presentando una loba que guía a la mujer por esta nueva era donde se busca un lugar diferente en la sociedad.

También es posible encontrar el hiperrealismo de la pintura en acrílico de Luigi Fantini, “El desencanto de la realidad”, mostrando también la femineidad desde otra perspectiva menos idealizada, donde el placer y el dolor se reúnen en un cuadro.

Casa Q, bar restaurante situado en la calle Querétaro 182 en la colonia, Roma, mantendrá esta exposición durante dos semanas, donde cada obra se encuentra a la venta.